La California del Real de San Antonio B. C. S.
10 septiembre, 2019
El árbol de Nacapule
10 septiembre, 2019
También llamada Casa de la Moneda, en San Antonio Baja California Sur

La llamada Casa Inglesa, que construyó un español llamado Conrado Flores, a quién también se le conocía como “el rey de la orchilla”. Este es una especie de liquen que se da en la zona del Pacífico, en ese entonces era usada para teñir telas de colores ocres de diversas tonalidades, desde los más oscuros hasta el amarillo claro.

La orchilla y la cochinilla producen tintes naturales en una amplia gama de tonalidades rojas, y por esta razón y porque sus nombres se parecen, mucha gente suele confundir una cosa con la otra, pero no tienen nada que ver: la orchilla es un liquen y la cochinilla un insecto.

Orchilla (Roccella canariensis) es el nombre popular de varias especies de líquenes pertenecientes al género Roccella, que son bastante comunes en barrancos y acantilados costeros de nuestras islas. Estos líquenes contienen sustancias con propiedades tintóreas, como el ácido lecanórico y la eritrina, capaces de teñir fibras de origen animal (seda, lana), pero no las de procedencia vegetal (algodón). Para obtener el tinte, es necesario tratar la orchilla con amoniaco, que antiguamente se conseguía a partir de orines descompuestos, una operación que los tintoreros solían ocultar a sus clientes.

La cochinilla (Dactylopius coccus) es un pequeño insecto de origen americano que vive sobre las pencas de las tuneras (género Opuntia) y se alimenta de su savia. Produce un tinte carmín, muy apreciado por las poblaciones prehispánicas de América, que lo utilizaban para teñir objetos muy diversos: plumas, alimentos, maderas, telas, piedras, etc., y según el fraile dominico Bartolomé de Las Casas, las tuneras fueron introducidas en Canarias desde México, a principios del siglo XVI (Es curioso, pero probablemente sea la razón por la cual comparten nombres muy similares).

En si arquitectura originalmente, esta construcción, eran dos casas diferentes. Antes de ser deshabitada, la parte de arriba era la habitacional, donde vivía la familia, y abajo, se convirtió en una tienda. La familia, que se reubico en la parte de arriba del famoso callejón del beso, o del termómetro, según otros, siempre se ha dedicado al comercio.
A la postre, la casa la adquirió don Fermín De la Peña Gama, en 1938, comprándosela a la familia Mendoza. Ellos a su vez la adquirieron de la familia Arámburo Dávalos. Actualmente pertenece a la familia De la Peña Arámburo.
Es una casa típica, con el estilo de las construcciones de los primeros mineros que vivieron aquí. Gruesas paredes de ladrillo, pisos y techumbres de madera, así como las divisiones interiores. Se le conoce también como la Casa de la Moneda, ya que los primeros mineros, ingleses, acuñaban el oro en onzas. De hecho, el piso bajo, y hacia el fondo de la construcción se logran apreciar, entre las ruinas de la propiedad, algunos pertrechos de trabajo.

Si bien, los primeros mineros fueron ingleses, la mayoría de las construcciones fueron edificadas en la época de Manuel de Ocio. Ahora, aunque esta casa esté parcialmente derruida, por las afectaciones del tiempo, y los temporales, tiene la posibilidad de ser recuperada, ya que conserva buena parte de su estructura original. cabe destacar que, sus maderas recuperables en un alto porcentaje, pertenecen a la misma construcción original, traídas desde Filipinas, en la Nao China, que atracaba en la zona de los cabos, al extremo sur de la península. En la casa se conserva mobiliario de uso común, para los habitantes de su tiempo: la cama, el buró, el cuadro, el librero.

Será redirigido al
Portal de Obligaciones del
H. XVI Ayuntamiento de La Paz